Indicadores de gestión: Medir para tomar decisiones

¿Qué empresa, inicia su gestión, sin la ambición de triunfar? Ya sea aumentando la facturación, adquiriendo nuevos mercados o mejorando la experiencia sus clientes, esta es una aspiración colectiva de todo aquel que desea avanzar en el camino hacia el éxito.

Para ello,  cada vez más empresas están recurriendo a estrategias de gestión destinadas a recopilar datos medibles para evaluar el rendimiento de sus operaciones desde varios ángulos. Esta, es la razón por la cual los gerentes consideran cada vez más los indicadores de gestión para la toma de decisiones.

Pero, ¿Qué son los indicadores de gestión de desempeño?

Son valores que hacen referencia al comportamiento y desempeño que ha tenido una empresa en un lapso de tiempo determinado.

Como respuesta a estos datos, es posible poder determinar el comportamiento o desempeño de una empresa, conocer el alcance de la desviación de un objetivo, para posteriormente, aplicar correctivos o medidas preventivas a tiempo. Estos se consideran, una verdadera herramienta de toma de decisiones y de formación para los líderes de una empresa.

¿Por qué son tan importantes los indicadores de gestión para una empresa? 

Los indicadores de gestión

  • Te servirán de apoyo para poder planificar distintas estrategias para la gestión de tu empresa.  
  • Te brindan  información esencial para la toma de decisiones.
  • Miden el progreso de la empresa a lo largo del tiempo.
  • Impulsan la transparencia en la gestión de toda la empresa y el desarrollo de sus actividades, manteniendo al tanto sobre el proceso de medición de resultados y alcance de objetivos.
  • Estimulan la motivación de los trabajadores, ya que estos arrojan información sobre los objetivos a alcanzar de la empresa, lo que se convierte en una oportunidad para implementar incentivos que los lleven a alcanzarlos.
  • Contribuye en la mejora continua e innovación de procesos, que conducen a la resolución de inconvenientes que afectan el cumplimiento de objetivos.  .

¿Cuáles pueden ser las características básicas de un indicador de  gestión?

Primeramente, hay que tener presente, que toda gestión guarda relación con la capacidad de poder dirigir una empresa (definir las acciones específicas para alcanzar los objetivos previstos). Esto es lo que un indicador de gestión puede llegar a medir y determinar.

¿Qué requisitos se deben cumplir para que sea considerado como indicadores de gestión?:

  • Aportar información útil: Los resultados que estos arrojen, deben ser precisos y que describan con exactitud la realidad de la empresa, lo que permitirá poder aplicar correctivos adecuados. 
  • Ser Accesible: Primeramente son datos de conocimiento colectivo entre los trabajadores de la compañía; Para que puedan entender las razones de la medición y su importancia para el desempeño de la organización como un todo. Esto, les creara un panorama real de la gestión y los llevara a comprometerse con los objetivos organizacionales. 
  • Sencillo: Proporcionar información con el menor costo en tiempo y recursos posible.
  • Que se pueda interpretar fácilmente: Los datos arrojados deben poder leerse claramente, y ser precisos y apegados a la realizad de la empresa. 
  • Medibles en el tiempo: Deben ser posibles de medir con el paso del tiempo para realizar comparativas de periodos anteriores.  
  • Oportunidad: Estos deberían poder responder o atender una problemática a modo de prevención, en aras de alcanzar metas u objetivos. Deben ser datos que sirvan de referencia para la preparación de planes de acción en la toma de decisiones.  
  • Variedad en métodos para medir: Deben brindar la posibilidad de expresar las mediciones en distintos factores. Por ejemplo número, porcentajes, tasa, entre otros.

¿Cómo construir  indicadores de gestión?

Existen distintas maneras de aplicar un indicador. Pueden implementarse para obtener valores sobre resultados globales de la empresa, los que calculan los tiempos de procesos, los que determinan cual será el funcionamiento o las estrategias a utilizar. Claro está, que surgirán interrogantes para entender de qué forma y como se llevó a cabo un procedimiento y para qué.

Estos están diseñados para guiar a la organización a que pueda concretar sus objetivos. Para eso, hay algunos criterios que se deben respetar: 

  • Objeto: ¿Cuál es la razón por la cual estoy realizando esta medición? 
  • Comparación: Es el valor o los valores con los que se hace comparación. Estos Pueden corresponder a algún dato realizado anteriormente, o referencial, pueden venir de alguna solicitud de clientes, o a nivel de competencia.  
  • Confiables: Estos deben estar respaldados por la realidad que atraviesa la empresa y exactos.
  • Regla: Debe valerse de cálculos matemáticos específicos para realizar los cálculos. 
  • Encargado: Sera quien tenga la responsabilidad de realizar la medición, procesar resultados y compartirla.
  • Datos límites: Se deben tener como referencia los valores referenciales límites para obtener como resultados. Se pueden aplicar técnicas con colores o niveles para poder tomar decisiones.

¿Cuáles son los tipos de indicadores utilizados?

Cada empresa tiene objetivos diferentes que desea alcanzar, por ende los indicadores a implementar van a variar de acuerdo a sus necesidades o las de su empresa en este caso. Estos se clasifican en: tácticos, estratégicos, eficacia, efectividad, compartidos o interrelacionados,  operativos o de eficiencia.

¿Qué puede medir un indicador de gestión? 

  • Eficiencia de producción 
  • Desempeño comercial (tasa de transformación, calidad de la relación comercial, satisfacción del cliente, capacidad de respuesta comercial, calidad del servicio, etc.)
  • Cómo la empresa es percibida por sus clientes y socios
  • Gastos innecesarios (coste y tiempo movilizados para rehacer un producto, corregir errores, etc.)
  • Rentabilidad por equipo, sitio y/o proyecto
  • La brecha de rentabilidad entre productos, equipos, obras, etc.

¿Qué indicadores de desempeño elegir?

En general, hay muchos tipos de indicadores de rendimiento. Además, cambian según las necesidades de la empresa. Aquí hay una lista de los más utilizados:

  • Indicadores de productividad que detallan la eficiencia de la producción y los medios utilizados.
  • Indicadores de calidad que brindan detalles sobre la tasa de productos libres de defectos y comercializables.
  • Indicadores de rentabilidad utilizados para medir la tasa de ganancia obtenida al vincular las entradas de efectivo y la inversión.
  • Indicadores de eficacia para evaluar la brecha entre los resultados esperados y los logrados.
  • Indicadores de eficiencia para medir lo obtenido y los recursos utilizados. La eficiencia es excelente si se logran los resultados esperados utilizando los recursos de la empresa sin excedentes.
  • Indicadores de competitividad para determinar el desarrollo de la empresa en el mercado. Se trata de cuantificar la cuota de mercado adquirida y la posición de la empresa frente a la competencia.

Dependiendo de sus objetivos, es posible utilizar uno o más indicadores de rendimiento. No obstante, es recomendable establecerlos para apuntar a mejorar y a perseguir los objetivos estratégicos.